9/06/2011

SUBTÍTULOS


A Miriam

A mi hermano mayor le salieron subtítulos en ruso el día en el que cumplió los dieciocho años. Mi madre nos explicó que se trataba de una cuestión genética. Lo habíamos heredado de nuestro abuelo paterno. Un cromosoma triplicado. Al parecer, al abuelo le brotaron subtítulos en checo a los quince años, pero le desaparecieron al cumplir los treinta. A mi padre le surgieron de manera tardía, a los cuarenta y dos, cuando nadie lo esperaba. Primero en tagalo y más tarde en varias lenguas muertas, arameo y griego clásico, entre otras. Lo nuestro está considerado una enfermedad rara, porque jamás hemos salido de China, y no hablamos otra cosa que no sea el mandarín clásico. Hoy, como podéis ver, me han salido a mí estos subtítulos, pero aún no han diagnosticado el idioma que me ha tocado.

17 comentarios:

depropio dijo...

Eso no es nada. A mí me salió un señor que me traducía al lenguaje de signos. Era un poco cargante. No, era insoportable, siempre dándome la espalda y moviendo sus bracitos en silencio. Así que un día lo maté de una puñalada por detrás. Como sospechaba, el muy cabrón sabía gritar.

montse dijo...

Pues es una enfermedad bella. Y bastante útil de cara a aprender idiomas. Tienes mucha facilidad para sorprender como quien no quiere la cosa.

AGUS dijo...

Además de la idea, el giro final y la forma - esa naturalidad tan tuya que lo hace todo verosímil -, destaco la otra parte del texto. La parte que los observa y lee los subtítulos, y que podrían ser ellos mismos, espectadores desconocidos o incluso nosotros mismos, los lectores. Inquietante, muy bueno.

Abrazos.

Rosa dijo...

Si que es rara esta enfermedad, si.
Pero tiene futuro, puede trabajar para Naciones Unidas, como traductor en cuanto sepa a que idioma pertenecen los subtítulos...jeje.

Besos desde el aire Manuespada

Maite dijo...

Me encanta ese aire de "pasaba por aquí" con e que están impregnados tus relatos. La imaginación puede llegar hasta límites infinitos y más si es a través de tus manos.
A mi me salió una traductora simultánea, y al final no conseguía enterarme ni de lo que yo misma hablaba, para que se callase, tuve que callarme yo, y despareció, pero entonces me salió un señor que escribía en braille, lo malo era que lo hacía con un punzón, y sobre mis dedos.
Abrazos!!!

Rocío Romero dijo...

Ay Manu, a tus personajes subtítulos y a ti "continuadores" jeje(y muy buenos, depropio y Maite ;-)
Este es uno de esos micros que me gustan porque parece una idea sencilla y sin embargo inexplorada. Estupendo Manu. Abrazos

Luisa Hurtado González dijo...

Lo que más me gustó... la naturalidad, el "esto es cosa de familia", como si no fuese tan raro mientras todos saben que lo es.
Eso sí, yo tampoco he identicado el idioma de los subtítulos que te han salido. Ni idea.

Elysa dijo...

Lo siento, no te puedo ayudar con los subtítulos, a mí me han diagnosticado sombras chinescas y lo llevo razonablemente bien.

Besitos

manuespada dijo...

Bueno, debo decir que me están gustando mucho vuestros ingeniosos comentarios, no sabía que teníais esas taras tan raras.

Patricia Nasello dijo...

Lo mío, aunque admito menos espectacular, es parecido. Puedo escribir en español (que no me enseñó nadie)cuando jamás he salido de Argentina.

Y si alguien duda de lo que afirmo, pongo el comentario que hoy me ha dejado un tal Manu por testigo. ja ja

Un beso

Belén dijo...

No, si perricas no heredarás, pero enfermedades, todas las del mundo

Besicos

Pedro Sánchez Negreira dijo...

Y yo que no veo la hora de que me salgan subtítulos en lenguaje sms para volver a comunicarme con mis hijos...

Estupendo, Manu, como siempre.

Pablo Gonz dijo...

Es tardomandinga, no te preocupes. Se quitan en diez días.
Abrazos fuertes,
PABLO GONZ

Nicolás Jarque dijo...

Yo no veo tal enfermedad en este suceso, es más, me parece normal. Como leer grandes micros por aquí.
Me ha encantado la originalidad y la sencillez con que se iba narrando.
Enhorabuena, un saludo.

LA CASA ENCENDIDA dijo...

Están bien esas herencias, que algunas son un poco chungas y los cortijos entán en poder de los poderosos y a veces los malgastan ellos o sus herederos que no son muy inteligentes normalmente. Otros heredamos apodos, fíjate por donde soy la hija y nieta de "Jorobeta" y de Manuel La Morena,jajajaja.
Besicos muchos.

Odys 2.0 dijo...

Humor surrealista, marca de la casa, donde los disparates se suceden con tal naturalidad que dejan de serlo para mostrarnos la lógica de las leyes ocultas.

Anita Dinamita dijo...

Manu, eres la bomba (hackhtad d cydiad ccadfadg lddagadcclllhaaa)

Abrazos (dfadfade jjuughacjcgha)