3/13/2010

TRES COSAS, UNA HISTORIA


Iba a escrubir un post sobre Delibes, pero odio los obituarios, y tampoco añadiría nada que no se haya dicho ya. Lo único que me gustaría aportar es lo que ha supuesto para mí este autor. Delibes ha representado magistralmente en papel lo que siempre he odiado de mi tierra castellana, el caciquismo, la pobreza, la ruralidad brutal, la injusticia de clase, pero también las cosas buenas de la infancia que muestra en esa pequeña joya que es "El Camino" y su protagonista Daniel "El Mochuelo". Hace nueve meses un amigo me regaló ese libro porque es su preferido y por el nombre del protagonista, y siempre emociona leerlo. Iba a hablar de más cosas de Delibes, pero como él dijo en la última entrevista que concedio, él ya lo había dicho todo, y yo no diría nada que lo mejorase. Tan sólo acabo con una reflexión suya: "Para escribir una historia sólo se necesitan tres cosas: Un hombre, un paisaje y una pasión".

14 comentarios:

Margaret dijo...

Tristeza es lo que sentí al leer sobre la muerte de Delibes, sin duda mi autor favorito. He leído bastante de él y ha conseguido emocionarme varias veces. No soy castellana, pero mi padre si (de hecho un tío mío conocía a Delibes) y a través de sus lecturas he descubierto el significado de qué es Castilla y ser castellano. Algunos de sus personajes me traían recuerdos de historias que oía a mi padre. Aparte de "El camino" añadiría a la lista o a "mi lista": "Cinco horas con Mario", "La hoja roja", "Las ratas", "Mujer de rojo sobre fondo gris" y "El disputado voto del señor Cayo".

Nieves dijo...

Todo un Maestro. Descanse en paz.

MANUEL IGLESIAS dijo...

Vocabulario, paisaje, sensaciones extintos. A los futuros lectores de Delibes les resultarán chocantes y extraños. Hoy los jóvenes lectores ya tienen dificultades para su comprensión. El tiempo dirá si su literatura mantiene su valor etnográfico o se disuelve en el olvido de un mundo insensible.

leo dijo...

Me quedo pensando en esos tres elementos. Qué inspiradora la sencillez, a veces, ¿verdad?
Un saludo.

Belén dijo...

Todo un maestro, que escribió sobre lo que vivió... y es una pena, porque caciques había no solo en Castilla, también en Aragón...

Besicos

Elèna Casero dijo...

Yo aprendí a escribir leyendo sus novelas, hace ya años. He sentido una gran tristeza no solo por la pérdida del escritor también por el ser humano.

Anónimo dijo...

Castilla, La Mancha, Macondo... simplemente pretextos.Delibes es un autor de referencia porque como todo autor de referencia su obra versa sobre el tema esencial: la condición humana. Se nos fue Torrente, Cela y ahora Delibes. Los tres grandes de la narrativa española de posguerra. Mi más sentida admiración.

LA CASA ENCENDIDA dijo...

Es verdad, supo plasmar todo eso que nos ha marcada.

Besicos muchos.

No Comments dijo...

Me da pena que sobretodo con la muerte de los grandes genios sea cuando se hable de ellos y tengan un rinconcito en las televisiones.

Un saludo indio

BB dijo...

Sabemos que tienen que seguir la huella, pero, por qué siempre se van los mejores?
Un beso
BB

Raquel dijo...

Creo que el caciquismo y la injusticia de clase siguen estando latente, a veces de forma solapada, otras de lleno.

Maravillosa la persona y el escritor Delibes y muy buena tu reflexión.

mi nombre es alma dijo...

En estos casos, solo cabe hablar de la impronta que dejo en nosotros.

Un abrazo

Raúl dijo...

Me gusta la fotografía que has elegido para ilustrar la entrada.

Miguel Baquero dijo...

Grandísimo Delibes. Lo he sentido de verdad, y yo creo que mucha gente, porque escritores como él, sinceros, auténticos, sin que se den autobombo ni que opinen alegremente sobre cosas que no saben, por el prurito de hacerse los intelectuales, igual ya no quedan. Igual sólo queda Ferlosio, Matute... poco más.

Antes los escritores eran de otra pasta.